La entidad ha puesto en marcha un proyecto pionero en dos centros oscenses

No en todos los momentos de la vida la violencia se percibe igual, y lo preocupante es que, en algunos caso, ni siquiera se considera como tal. Así lo entienden desde el Área de Servicios Sociales de la Comarca de La Hoya de Huesca, que ha puesto en marcha un programa pionero dirigido a fomentar los "buenos tratos" entre los adolescentes que se desarrollará hasta el próximo mes de junio y que pretende concienciar a los más jóvenes sobre la importancia de las relaciones igualitarias entre hombres y mujeres.

De ello informaron ayer el consejero presidente de la Comisión de Servicios Sociales de la Comarca, Joaquín Til, la delegada del Área, Laura Albero, y las técnicas Teresa Rey y Teresa Broto. Todos coincidieron al señalar la importancia de "la educación en valores" en un "momento de cambio" como es la adolescencia, un grupo en el que han constatado, subrayó Rey, un aumento considerable de los casos de violencia.

"Cada día nos llegan más, y sabemos que hay casos que no llegan", resaltó la técnica, que junto a Broto detalló la metodología que han previsto para desarrollar este programa, que tiene como destinatarios al centenar de alumnos que cursan Secundaria (de primero a cuarto de la ESO) en el CEIP Ramón y Cajal de Ayerbe y el IES Pirámide sección Almudévar.

"Teniendo en cuenta la edad de la población a quien va dirigido este proyecto hemos creído que debía ser una metodología muy activa, muy vivencial y que permita llegar" a estos chavales y modificar algunos de sus planteamientos vitales.

Para ello se ha previsto un programa en tres fases. En la primera se analizará "la idea de amor que tienen y las relaciones que mantienen con el otro sexo a través de un test encuesta" que se repetirá al final del proyecto.

La siguiente fase, que han dado en llamar de "acción-reflexión", se planteará a través del "teatro-foro" que llevará a cabo el Colectivo To. "Esta forma teatral está entroncada con la creación colectiva -explicó Broto-. Las obras que se van a representar parten del análisis de las inquietudes, problemas y aspiraciones de la comunidad a la que van dirigidas, en este caso los adolescentes", que se convertirán en parte de la obra dejando su butaca de espectador para convertirse en actor e implicándose de forma activa "en la búsqueda de soluciones" al conflicto planteado.

Con ello, se pretende que los chavales reflexionen sobre estas cuestiones y, sobre todo, que "aprendan a identificar los problemas y aprendan a gestionarlos".

Diez talleres de una hora y media que serán dirigidos por los orientadores y tutores de cada uno de estos centros, "que han mostrado una gran receptividad e implicación", darán cuerpo a esta parte del proyecto, que tendrá su colofón con "la realización al final de un contrato por los buenos tratos al que podrán recurrir en cualquier momento".

"Se trata de un documento que firmarán consigo mismos" y del que ya existe un boceto, "aunque luego cada adolescente podrá introducir cambios".

Junto a esto, se les proporcionará un "Diccionario de los buenos tratos" en el que quedarán recogidos términos como "igualdad, autoestima, empatía, cuidado, responsabilidad, celos, chantaje emocional o amenazas", situaciones que, según han constatado, los adolescentes no siempre identifican como violencia.

"Para ellos, por ejemplo, los celos son una forma de demostrar el amor, y muchas veces no identifican las situaciones violentas como tal porque no hay una agresión física". Entienden además "que los malos tratos son cosas de adultos", una afirmación que choca frontalmente con la realidad y que esperan comenzar a cambiar a través de este proyecto, que esperan poder extender a otros núcleos de la Comarca de La Hoya en próximas ediciones.

Fuente: Diario del Altoaragón

FaLang translation system by Faboba

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto